noviembre 17, 2005

calle

Sabrán quienes conviven conmigo todos los días que las calles de Santa Catarina (donde vivo ahora) me ponen realmente de malas:


1. Topes cada 100 metros (hasta en avenidas)

2. Semáforos puestos en cruceros que escasamente tienen tráfico

3. Paso de todos (TODOS) los camiones de ruta y de carga por la avenida principal, único medio de desalojo

4. Contaminación acústica y respiratoria

5. Todas (TODAS) las calles tienen un límite de velocidad de 30 km/hora así cualquier tránsito tiene el justo derecho de deternerte, insinuarte una mordida y al momento de negarte, ponerte una multa injusta de mil pesos.

En un largo etcétera que corto porque tengo sueño pero no quiero que se me olvide lo que pensé camino a la casa.

¿ Y si la calle fuera la representación de lo que es nuestro país?

1. No funciona porque hay miles de topes en la calle, en lugar de buscar la manera de que todos respetemos la ley, tenemos que poner topes que nos hagan pensarla antes de acelerar.. no podemos acelerar porque se nos destroza el automovil.

2. Y si el país está plagados de semáforos inútiles que sólo sirven para enriquecer a ciertas compañías productoras de los aparatos, casualmente el dueño es cuñado del secretario de vialidad.

3. Y si México está hundido en la sobreproducción de licencias y la medio-producción de vías de transporte? Bueno, nuestro país adolece de carreteras pero no me refiero a ese tipo de carreteras, sino las carreteras que unen a los adinerados con los trabajadores, a las pequeñas y micro empresas con esos monstruos creados por el gobierno, luego mal vendidos a los amigos de los gobernantes, y benefactores de beneficios, subsidios y tarifas preferenciales que el resto no tenemos. Y si el tráfico es provocado por nuestra falta de imaginación más que por nuestra falta de carreteras?

4. Contaminación. Do I have to say any more? Bienvenido al próximo desierto más grande del mundo: México


5. Lo del 30km/hora ... corrupción señores.. Las leyes están hechas para que unos cuantos las aprovechen para su beneficio mientras el resto tenemos que pagar su pésimo diseño..

Y quién fue aquél que dijo que tenemos una de las mejores leyes del mundo? Las han leído últimamente? A mí me parecen un conjunto de incoherencias que hace cincuenta años dejaron de tener sentido con lo que actualmente es nuestro país.. Lo único que hace nuestra ley máxima es favorecer a unos cuantos.

Es hora de cambiar nuestra constitución. Pero más importante: Cambiar nuestra cultura política.

Es hora de salir y reclamar esas incoherencias en nuestra calle. Todos los días la transitamos, es hora de hacerla nuestra.

2 comentarios:

akinorev dijo...

fatal !!!

Un semaforo adentro de la colonia, eso no es normal !!!

El olor a pollo rostizado al entrar al municipio de santa catarina, como una vez tu me lo dijiste... que contaminación.

Topes y topes y más topes.. da gracias que en tu cuadra no han puesto topes...

Reva Doiss dijo...

No invoques por favor