agosto 28, 2007

Recompensas malditas


Oigan, oigan, oigan. Abro las noticias y me encuentro con que algunos narcos de Ahome en Sinaloa acaban de iniciar un negocio jugoso ¿Quién no quisiera embolsarse 50mil pesos?

Resulta que mataron a un narco que era querido por algunos, y ante esta muerte la furia de algunos narcos con mucha imaginación se sintieron en el viejo oeste, y le pusieron precio a las cabezas de los policías.

La respuesta probablemente sea motivo de unas cuentas reflexiones cerveceras en algunas cantinas de la localidad, bromas de borrachos que se envalentonarán y saldrán de esos bares buscando a algún "choto hijo de la chingada", la comprobación de que somos más cobardes de lo que queremos aceptar, y luego miles de reflexiones editoriales de intelectuales indignados por el clima de inseguridad y la descomposición social que prevalece en el país.

Después de algunos días, esto será olvidado del imaginario político, pero quedará como algo anecdótico y chusco. Recompensa para matar policías, ¿Qué nueva tontería se les ocurrirá a estos muchachos?

Ni que fuéramos tan malas personas para aceptar tanto dinero cuando hoy en día esos negocios se hacen por 20mil.

2 comentarios:

Batz dijo...

Que poco vale la vida...
Una balita y listo.
Y los policias defendiendose con bolitas de papel.

Reva Doiss dijo...

En San Pedro Nuevo León ya les compraron rifles de asalto R-15. Dicen los que saben que fue como armar al enemigo, pero como yo no sé... pos no digo