julio 09, 2006

¿Ganaste Felipe?

Tu sonrisa el domingo lo delató. En verdad llegaste a pensar que habías perdido. Tu rostro sudoroso que ante los flashes brillaba de la conmoción que resultó esta elección. No lo esperabas. Yo tampoco la verdad. Yo esperaba algo cerrado pero no a lo que llegó.

Luis Carlos Ugalde te hizo el grandísimo favor de esperar el resultado, darte un poco de aire para luego aceptar tu triunfo, sin que tuvieras encima a los perredistas en las calles, en tu sede, en tu casa. Si pensara muy muy mal pensaría que Ugalde te dio la oportunidad de maquillar los datos para finalmente tener seguro tu triunfo.

A final de cuentas te dieron el triunfo que en las encuestas se dieron. Es intresante ver cómo Ugalde se alineó a las casas encuestadoras y a las televisoras. Mientras ellas decidieron no hablar el consejero presidente hizo lo mismo. Las palabras de Palacios Alcocer a las ocho de la noche resultaron casi una orden.

Desconozco si haya fraude, si haya algo amañado en esta elección. Yo me consideraba un firme creyente de la fortaleza de las instituciones que en el IFE se habían aglomerado. Todo parecía funcionar de maravilla. Pero entonces vinieron las irregularidades que nos hicieron pensar mal. A mí me hicieron pensar mal y toda la semana lo he estado reflexionando.

Pero bueno, ganaste por poco más de doscientos mil votos. Hubo más personas en el Zócalo ayer que la diferencia de votos que tú has obtenido.

¿Ganaste Felipe? Recibirás la presidencia pero no el poder. Tendrás un país fracturado y resentido. Físicamente separado y enfurecido. Temeroso de lo que pueda pasar. Sin verdadero sentimiento nacional. A diferencia de tu compañero de partido que ganó la presidencia hace seis años, esta vez no recibirás ningún bono, ninguna primera oportunidad para hacer bien las cosas. Tendrás que trabajar a contracorriente porque todos estarán en tu contra. Tanto el PRI como el PRD, como dos tercios de la población estarán pendientes de todos y cada uno de tus movimientos.

Desde que en Marzo decidieras que tu campaña iría por los ataques y por el divisionismo, por el voto del miedo, desde ese momento supiste que estabas dándote una ligera oportunidad de ganar pero que estabas sacrificando algo mucho más importante: Si llegabas a la presidencia, cosa que veías lejana, tendrías un país dividido y hastiado de la cantidad de veneno que has segregado a lo largo de estos meses en tu campaña.

Era tu apuesta. La única manera de ganar era provocar esta división. Hacerla entre tú y yo. Entre los fresas acomodados que tenían que defender lo que les pertenece por herencia casi aristocrática, y los nacos que amenazaban con arrebatarles lo que tenían.

Fuiste con Claudio X. González del Consejo Coordinador Empresarial, te reuniste con Aznar para aprender trucos sucios de campaña que tan bien ha sabido utilizar la derecha española, hay que aprender de los mejores claro: los herederos del fascismo español. Hablaste con Azcárraga y la consigna fue clara: Dame el control del espectro electromagnético, tanto televisor como radio, y tendrás todo el apoyo para llegar a los Pinos. La ley Televisa fue el producto y la recompensa la pudimos escuchar este jueves pasado de boca del consejero presidente del IFE.

Sacrificaste tu libertad a cambio de la presidencia. Pero repito, no a cambio del poder mismo que no tendrás. El verdadero poder estará en Telmex, en Televisa, en la Iglesia católica que ahora sí la conoceremos en su versión más extrema y más putrefacta: El Yunque. El poder estará en los miembros del Consejo Coordinador Empresarial que apostaron al cien por ciento por tu proyecto pero sabiendo perfectamente a lo que le apostaban ¿Qué cediste, Felipe? ¿Qué tuviste que dar para que elementos tan poderosos, la alcurnia mexicana, se aglutinaran a tu alrededor? ¿Realmente nada más fue venderles la idea del "peligro para México"? No creo que estos empresarios y personajes verdaderamente te hayan comprado esa baratija. ¿Qué les tuviste que prometer para que apoyaran, Felipe? Creo que nos daremos cuenta muy rápido.

La clave estará en el IPAB, mismo que si ya está hundido junto con toda su suciedad, ahora tú te pararás encima de él para asegurarte que nadie lo abra. El truco es aguantar treinta años y ya llevan casi diez para que sus delitos de fraude prescriban.

Regalaste todo tu proyecto de educación de calidad al SNTE. Podemos estar seguros de otros seis años de ser el último lugar en educación en la OCDE a cambio de que nuestros profesores sindicalizados puedan seguir monopolizando la educación de los niños de este país, dejándonolos en el abandono a cambio de no sé qué tantos votos que la maestra te regaló. Los gobernadores que se alinearon (Eugenio Hernández en Tamaulipas, José Natividad González Parás en Nuevo León, Humberto Moreira en Coahuila, Fidel Herrera de Veracruz, el gober precioso en Puebla, etcétera) tendrán grandes beneficios el próximo sexenio, al menos impunidad. Aquellos que no se quisieron alinear les tocó el burdo castigo del movimiento magisterial que pudimos ver en su caso más emblemático en la Oaxaca de Ulises Ruiz. Otro caso muy indigno de mencionarse fue Chiapas que primero fue amenazada por el SNTE de que los movimientos se extenderían y a final pudiste "ganar" también ahí.

Con tantas cuerdas alrededor de tus brazos Felipe ¿realmente puedes venirnos a decir que ganaste? ¿Quién ganó? ¿Ganó la Iglesia católica que seguirá su camino ascendente al poder que no ha detenido desde las reformas que Salinas inició en 1991? ¿Ganaron los buitres del IPAB? ¿Ganaron los gandallas de Televisa y TVAzteca? ¿Ganó el magisterio que ahora tendrá el completo control del sistema educativo en México?

Pero la pregunta más importante que quiero hacerte, Felipe... ¿Ganó México? Dudo que puedas decirnos eso.

Tendrás a la mitad del país en tu contra por una realidad que ya existía pero que tú intensificaste. Tu mensaje fue claro: Los pobres son un peligro para México. Sería bueno que nos aclararas a qué México te refieres, ¿a tu México ese donde el diez por ciento más rico posee casi la mitad de la riqueza, donde tenemos al segundo hombre más rico del mundo?

Me gustaría que por un momento te sentaras y reflexionaras sobre lo que tendrás enfrente de tí en estos próximos años. La mitad de México está resentido por el resultado de esta campaña de miedo y de enfrentamiento. La madrugada del jueves hablaste de conciliación y coincidencia e incluso te aventaste la puntada de tener "respeto por el licenciado Andrés Manuel López Obrador" después de haberlo atacado sistemáticamente durante meses por medios legales e ilegales. Incluso si nos vamos más atrás tu partido inició este ataque desde el asunto del desafuero que a final de cuentas se les salió de las manos, ¿Cómo puedes esperar conciliación cuando tu campaña se plantó sobre el odio al otro México, ese que durante años tu coordinadora Vázquez Mota ha intentado disfrazar con el programita Oportunidades en lugar de enfrentar el verdadero problema de la pobreza?

El odio que has sembrado durante tanto tiempo será la sombra y la maldición que te acompañará durante todo tu sexenio. Espero que tú y tu partido aprendan la lección. Espero que nuestro país aprenda la lección. Y que tengamos al final país para intentarlo de nuevo en 2012.

He intentado en esta carta darte una lista de quienes pudieron ganar con tu "triunfo". No estoy muy seguro de quiénes ganan. Lo que sí estoy muy seguro es quién ha perdido.

Perdió México.

9 comentarios:

Batz dijo...

Perdio Mexico =( ...
Y el trabajo que le va a costar demostrarle a todos que gano... bah

Luiz dijo...

Que onda, llegue a tu blog por mtyblogs.com y dejame decirte que me has quitado las palabras de la boca. Independientemente de la filiación politica ¿Como se puede gobernanr sabiendo que el triunfo es producto de un claro fraude? Por lo menos a mi me daria pena recibir la banda presidencial.

Muy buen blog, por aqui andaremos checandolo.

Saludos!

Luiz
luiz.enmonterrey.com

stormbringer dijo...

He aqui la cronoica de in participante
http://ilytch.blogspot.com/2006/07/fraude.html

T r i n i t y dijo...

Mm.. sin palabras, la verdad es que no me considero seguidora de ningun partido político ni de algún candidato en particulaar, pero que se considere un fraude las elecciones pasadas se me hace repugnante, el ife como institución reconocida internacionalmente se esta viendo afectada por el afán y terquedad de AMLO por no querer perder, tuvo poca diferencia, pero acaso conocen el proceso electoral paso por paso? no es justo que se embarre el trabajo del IFE, y ya espero que el tribunal electoral confirme que los resultados del IFE son correctos.
Saludos.

Anónimo dijo...

Muy bueno, me gustó. Me parece que pones muchos puntos sobre las ies. Yo no soy perredista pero sí alguien que creía en las instituciones y en que construíamos un país sólido, moderno y democrático. La realidad me llegó de golpe y descubrí un país que creí había quedado atrás. Tienes razón, pierde México ¿podría usarlo para mandarlo a algunos conocidos?

Reva Doiss dijo...

Con mucho gusto Anónimo. Muchas gracias por el honor

Anónimo dijo...

División e incredulidad, súperalo por favor...

Anónimo dijo...

I like it! Keep up the good work. Thanks for sharing this wonderful site with us.
»

Anónimo dijo...

Looks nice! Awesome content. Good job guys.
»