septiembre 12, 2007

El sospechoso terrorismo


Varios hechos suceden con una coincidencia estremecedora o patética según se quiera ver. Primero el hecho en el que ya hemos estado inmersos varias semanas desde que Calderón tuviera a bien visitar Canadá para asegurar en el marco de la cumbre ASPAN, que México le entra con todo al juego de la seguridad regional. Esto quiere decir, entre otras cosas que efectivos de la DEA podrán circular libremente por nuestro país como agentes secretos con toda la bendición del gobierno mexicano (dicen que sin armas, pero ya qué más da), esto sin contar con las enormes cantidades que le inyectará México al asunto de la seguridad (nada más un aumento de 20% en el rubro de seguridad para el presupuesto de egresos para 2008, papá).

Por allá en los United States como cada aniversario del 9/11, ponen los gringos a trabajar a sus modelos y artistas para generar el nuevo churro de Hollywood, digo mensaje de Osama Bin Laden, para dar mensajes de terror que aseguren a las mentes débiles que o ganan los republicanos o a Estados Unidos se lo lleva la tristeza. Sí, sí, sí Bush, digo Osama, y cada año piensas que te va a seguir funcionando tu teatrito (lo peor es que le funciona).

Aprendiendo trucos emotivos, en México casualmente el terrorismo comienza a aventar encandiladas en un país que jamás había existido. Lo malo es que allá tienen a Hollywood, pero acá nada más tenemos a Televisa que tan encabronada anda con eso de que les quieren quitar sus millones, y pues como que no les prestan a sus actores estelares para hacer esos quesque atentados terroristas, ahora en Veracruz (con un fuerte saludo a Fidel Herrera que nos robó la elección, dicen Los Pinos).

Por lo pronto parece que terroristas y gobierno cobran de la misma nómina pues como para no jugársela a que los legisladores les vayan a bajar su propuesta de aumento de 20% en el rubro de seguridad, a Calderón se le acomodan las cosas tan coincidentemente que dan escalofríos. Parece que a estos muchachos que hoy ocupan la presidencia les gusta eso de andar jugando a los soldaditos, pero ¿hasta donde quieren empujar su agenda con tal de salirse con la suya?

Bien dicen que cuando un país está dividido, la mejor forma de unirlo es creándole un enemigo externo. Ya funcionó en Estados Unidos, y ahora parece Calderón dispuesto a ponerlo en juego en nuestro país. Nada más respóndanme ustedes si se creen ese cuento de que el EPR tiene el poder y la presencia para bombardear impunemente dos gasoductos, con el alto grado de conocimientos que se necesita para saber dónde exactamente hacer tanto daño.

A mí me suena a montaje.

2 comentarios:

Cerebro dijo...

Es dificil determinar que está pasando en realidad. Yo prefiero esperarme un poco. Yo tengo tres teorías.

1.- La oficial. Es simplemente un atentado de un grupo Izquierdista. Es muy común que en un país muy desigual, ocurran estas cosas. Pero no se, es algo sospechoso todo esto; antes casi no se sabía nada del EPR y ahora es el enemigo Nº 1.

2.- La primera versión no oficial. Es mas o menos la que tu planteas. El punto fuerte es que es algo parecido a lo que ya ha hecho Estados Unidos; además conociendo la forma en que se manejan los políticos de derecha, esto concuerda con sus acciones (las campañas del miedo etc...). Tal vez el punto debil en esta teoría, es que los afectados son los empresarios, y si se llegaran a enterar de donde vinieron los atentados; perjudicaría mucho a la imagen del gobierno actual; puesto que parte de su electorado se basa en esto.

3.- Es una estrategia del Peje para desestabilizar el país. Es la menos probable, pero tampoco es descartable. Hemos visto que el peje solo se dedica a criticar todo lo que hacen sus "adversarios" a diestra y siniestra. Y si bien lo poco que ha hecho bien es hacer todas sus payasadas "pacíficamente", esta estrategia bien llevada a cabo, le podría ayudar mucho.
El punto debil es que el peje no es muy inteligente para hacer este estilo de acciones, en la que se necesita mucha cautela e inteligencia para que se obtengan los resultados esperados. Eso lo corroboramos en el proceso electoral.

Reva Doiss dijo...

De la 2 que mencionas de los empresarios, precisamente la estrategia de golpear al centro financiero de Estados Unidos (y del mundo) fue para atemorizar a los empresarios y que accedieran a cualquier medida con tal de preservar la seguridad. La mejor manera de asegurar a tus aliados es golpeándolos para que sientan el peor escenario y te apoyen, directa o indirectamente. Misma receta que en México.

De la 3, podría aceptar que alguna parte del PRD pudiera estar detrás, pero directamente López Obrador se me haría extraño.

La 1 concuerdo contigo que no hay mucho qué agregarle.

saludos