julio 23, 2008

Héroes

Publicado en 15diario

El verano siempre viene lleno de películas llenas de aventuras y emociones. Aunque no he tenido oportunidad de ir a ver Batman, las críticas apuntan a que es una entrega todavía más emocionante que la anterior. La verdad que las películas de héroes siempre estarán retacadas, no importa qué tan repetitiva sea la historia o los mismos personajes. Las formas, los discursos, las escenas, los vidrios volando y los gestos exagerados son algunas de las características que llenan estas películas o revistas. Pero ¿Qué hace que vayamos a verlas, que compremos sus comics y que sigamos sus historias con tanta intensidad? No dudo que haya una gran cantidad de personas que repudian estos personajes y todo lo que representan, pero podemos utilizar como indicador lo taquilleras que siempre resultan estas películas para afirmar que en lo general causan buen recibimiento.

Una de las principales características que en lo personal me hicieron de niño seguir a personajes como Batman o el Hombre Araña era que no eran individuos pretenciosos y con superpoderes con los que podían aplastar a cualquiera, sino que eran personas que tenían que preocuparse por cómo le iban a hacer para pagar la renta, al menos en el caso de Spider Man pues el otro también lo hicieron multimillonario y con un mayordomo muy servicial. Eran seres humanos con algo de fuerza extra, pero que sentían y podían ser lastimados. A pesar de ello salían cada día o noche a dar todo de sí y enfrentar lo que ellos creían no era correcto. La posibilidad de la existencia de seres humanos con esas características es parte de la ficción. El hombre por naturaleza siempre tenderá a buscar su beneficio propio y sólo en el grupo si esto le genera un beneficio personal directo. El hecho de que sintamos esa fascinación por lo especial revela importantes aspectos de la conducta humana. En principio podríamos hablar de un individuo que no ha liberado el aspecto maternal de su existencia, la necesidad de una protección. Esto también explica porqué la existencia de la religión en todas las culturas humanas.

Necesitamos sentirnos vigilados. Un ser supremo que pasea por las azoteas suena tonto, pero no lo es para niños que comienzan a ser liberados del yugo paternal para comenzar a experimentar. Sentir la vulnerabilidad de lo desconocido puede entenderse más con diálogos altaneros y soberbios de personajes que no le temen a la oscuridad o a la adversidad. Rápido aprendemos a repetir esas formas y esas conductas, simulamos ser expertos en artes marciales orientales y en escalada de paredes. Fingimos que ramas o palos encontramos en las calles son armas que nos protegen de amenazas ficticias o reales. Volvemos la mirada atrás para asegurarnos que nuestra madre o padre nos observan, pero al tiempo construimos una fantasía en torno a un escenario de violencia que estamos nosotros controlando ¿Héroe como tercera persona o como primera? Soñamos en muchas ocasiones que somos nosotros los propios personajes que salvamos al planeta de amenazas imposibles de solucionar. Nos imaginamos levantados en hombros, celebrados por nuestras hazañas, reconocidos por el mundo entero como los responsables de que todo se haya resuelto satisfactoriamente. Todo sin hacer esfuerzo alguno.

Los héroes forman parte de nuestra cultura. Crecemos con ídolos reales o inventados que significan guías, pero que también significan un recordatorio de lo que nunca seremos capaces de hacer. Un día despertaremos mordidos por una araña mutada genéticamente y sólo de esa manera es que podremos aspirar a ser mejores personas. Antes no.

Ésa es la maldición del ser humano, con tanta creatividad, con tanta imaginación pero con brazos y piernas que no le permiten alcanzar todo lo que sueña. Por eso los héroes son tan necesarios. Nos hacen sentirnos especiales en un mundo que se esfuerza en recordarnos lo predecibles que somos. Ya les platicaré cómo me fue en la película.

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Se me hace que eres un Emo... tienes demasiada creatividad para volver incluso una película de acción, en un tema depresivo...

Reva Doiss dijo...

Interesante interpretación.

Hari Seldon dijo...

ano nimo obviamente no ha visto la nueva pelicula de Batman, por que lo último que llama la atención de esta pelicula es la acción. Y tampoco le encontré lo depresivo a lo que dices, reva, de hecho, es en gran parte el tema de la nueva pelicula.

La actuación de Heath Ledger es fenomenal, y, bueno, para que vuelvo a escribir mi opinión sobre la peli. Está aquí: http://seldonmatrix.com/?p=1096

Altamente recomendada para que vayas a verla!

Anónimo dijo...

Si, es verdad que no la he visto...

david dijo...

Pues sí, la actuación de Heath Ledger fue buenísima y opaca a Christian Bale, pero sí, la película en sí es muy depresiva, oscura y negativa.

A mi me gustó mucho la película, pero no es la típica película de super-héroes con un final feliz. Rompe con varios estereotipos del género.

Otra película de héroes que rompe con los clichés es Hankcock.

Hari Seldon dijo...

David, no es posible comparar esta pelicula de Batman con Hancock.

ano nimo, como puedes juzgar lo que no conoces?

Reva Doiss dijo...

Salí angustiado de la sala. Tal vez fue porque se apagó dos veces la película en el IMAX de Cinépolis Valle Oriente para luego terminar cortando el audio/subtítulos para ponernos la versión doblada.

Me parece interesante la interpretación qeu haces Hari, respecto a que el héroe de Batman se construye a partir de sí mismo (en su blog para los interesados). La diferencia entre estas últimas dos entregas de Batman y las que las precedieron es que finalmente hacen un esfuerzo por contextualizar la historia en un drama real. Una ciudad real y no una maqueta color morado en donde el Acertijo se posa sobre una estructura marina fantasiosa (no digo que no me hayan gustado aquellas, pero se reconoce el esfuerzo).

La tecnología que utilizan de los celulares me impactó ¿Quién no nos dice que no estén ya utilizando algo similar los servicios de inteligencia? ¿iPhone 3G con localizador?

Es una película profundamente oscura, aunque creo que al final nuevamente pecaron de hollywoodenses al intentar arrancar un final feliz de una historia que no debía tenerlo

Cerebro dijo...

Hola Ricardo: Te escribo para decirte que he mudado mi blog a un dominio y hosting propio; por lo cual el sitio de elcerebrohabla.blogspot.com ya está abandonado.

Estás incluído en el blogroll de la nueva página, nada mas te quiero pedir de favor si puedes cambiar tu link de "elcerebrohabla.blogspot.com" a "elcerebrohabla.com". Ojalá te guste mi nuevo sitio.

Anónimo dijo...

¿Hay que ver Batman para suponer con justificada opinión que se trata de una película de acción?

cerebro, que bueno que hiciste el cambio. El software de wordpress es buenísimo y no hay como tener dominio y servidor propio.


Saludos.

Hari Seldon dijo...

ano nimo, ¿hay que conocer algo para juzgarlo?

Reva,

Te juro que yo no le veo el final feliz. ¿Dónde?

Por otro lado, que mala onda lo que pasó en el IMAX.

Sobre lo que dices de la tecnología. Precisamente ahora estoy en búsqueda de comprar un auto nuevo. Tengo la opción de dar un enganche más o menos y comprar un auto bastante cómodo a crédito (pero sabes que estoy en contra del deficit y de la deuda), así que mi otra opción es comprar un auto chico de contado. Estaba considerando el nuevo Chevy C2 que venden con la tecnología GM Link, el cual es un GPS que le permite a General Motors y a Micrsoft saber, en todo momento, dónde está tu auto para que, si te lo roban o tienes un desperfecto, te puedan ayudar. Pero, ¿esta tecnología puede abusarse? ¡Claro que sí! Por eso mi iPhone lo traigo desbloqueado, por eso no voy a comprar ese Chevy (o si lo compro, será sin GM Link), etc...

Claro que la tecnología del sonar en Celular es ciencia ficción, tal vez plausible en algunos años, pero no tan sencillo de implementar como deja ver la pelicula. Aunque, es una analogía del espionaje telefónico de Bush en Estados Unidos. La pelicula no podía evitar hacer comentarios políticos.

Saludos!

Reva Doiss dijo...

Cerebro, ¡Muchas felicidades! Ahora mismo hago el cambio y me doy la vuelta para ver tu nuevo espacio.

anónimo, (silencio incómodo)

hari, aquello de los barcos y también el sacrificio de Batman para que hubiera un héroe, no?

Cerebro dijo...

Ahora comento de tu post. Muy interesante. Yo creo que la naturaleza de los seres humanos nos asusta. Por eso tenemos que inventar heroes y dioses que paleén la injusticia que existe en el mundo.

david dijo...

Hari, sí se pueden comparar las dos.

Ambos Batman y Hancock son personajese tridimensionales, en comparación de los caricaturescos super-personajes que tienen problemas personales aparentemente triviales.

De cierto modo Hancock es más complejo y único que Batman (y no es un cumplido para Hancock).

Por eso rompen los esquema.