abril 08, 2008

El ascenso de Milenio

El pasado 8 de abril se anunció Milenio Televisión, un canal de paga que vendría a ser un intento de CNN mexicano. Un canal dedicado exclusivamente a noticias dirigido por Ciro Gómez Leyva según comentó la fuente del diario con el mismo nombre. Parece que el proyecto vendrá a ser todo un éxito si es que utiliza el mismo formato con el que han ido ganando popularidad los del consorcio de Multimedios en el área de noticias. También, esperemos, venga a contribuir a la pluralidad informativa que actualmente acaparan Televisa y TV Azteca, y en menor medida el canal de CNN en español. Aquí es donde comienza mi primera duda.

La salida de Federico Arreola de Milenio en 2006 significó un drástico cambio tanto en la línea editorial del periódico como en la calidad de la fuente. Recordemos que a finales de los noventa Milenio creció gracias al apoyo del entonces secretario de gobernación Liébano Sáenz, de ahí que muchos llamaran a este diario “Miliébano”. El asunto fue importante porque gracias a la cercanía de este diario con el poder es que podía tomar muchas notas que para otros diarios eran inalcanzables al menos en cuestión de tiempos. Una vez que el PRI perdiera el poder presidencial el periódico también perdió su empuje inicial, convirtiéndose en un periodiquito más de los muchos que ya competían en igualdad de circunstancias por la nota. Sin embargo la cercanía de la elección de 2006 coincidió con un acercamiento de Emilio Azcárraga y sus millones hacia las cableras que el grupo de Francisco González controlaba. La compra de activos en ese mercado tenía la intención de promover lo que después sería anunciado como “Multimedios Redes”, una apuesta de Televisa y Multimedios al mercado de las telecomunicaciones y al desarrollo de Telum que, junto con Intercable y Cablevisión estarían ofreciendo en un mismo paquete la posibilidad del envío de datos, imágenes y telefonía fija.

Repito que la salida de Arreola significó un milagro para Milenio. Las columnas más importantes del periódico fueron tomadas por fuertes activos de Televisa como Joaquín López Dóriga y Héctor Aguilar Camín. Al mismo tiempo viejos periodistas de Milenio tomaron importantes posiciones dentro de Televisa, el ejemplo está en el programa Tercer Grado donde juntarían micrófonos Carlos Marín y Ciro Gómez Leyva con el director de Noticieros Televisa Leopoldo Gómez, con Denisse Maerker, el mismo López Dóriga y otros. El matrimonio parecía consumado. La popularidad de ambas empresas fue en ascenso mientras que la línea editorial fue acercándose hasta parecer una misma. Milenio se convirtió en el periódico de Televisa y el Canal 2 en la señal de Milenio.

Con este nuevo proyecto de Milenio Televisión parece confirmarse ese plan. El centro informativo se convertirá en uno de los corporativos más importantes de América Latina si es que se consolida el acercamiento entre la española Telefónica y Televisa. El grupo Milenio será una parte medular del emporio informativo. Tendremos que esperar para ver los resultados pero mi preocupación reside en que estas concentraciones por lo general coinciden con un mayor control en lo que se dice y cómo se dice. Lo que antes fue un periódico libre hoy puede estar en riesgo, irónicamente cuando su éxito parece garantizado. Algunos síntomas ya comienzan a ser evidentes en este sentido.

3 comentarios:

Pereque dijo...

¿Eco versión 2?

Reva Doiss dijo...

jaja. Lo mismo pensé pero no quise ponerlo

Cerebro dijo...

Mmm ni modo, otro mas que se va. Muy mal las concentraciones de opinión y poder.